Las campañas políticas inician de manera formal cuando se inscribe una plataforma legislativa en el Instituto Electoral y acto seguido se registran los candidatos. Luego, con la combinación de partido político más plataforma registrada más personaje -candidata o candidato- se acude en el periodo de tiempo que esté autorizado a solicitar el voto de la ciudadanía. En mi caso, esto ocurrió en el primer semestre del 2015, culminando en la elección de junio donde recibí el voto favorable de la ciudadanía del tercer distrito en León para representarlos en el Congreso de Guanajuato.

Un reclamo común cuando acudía a tocar la puerta era que solo cuando se pedía el voto recorríamos el territorio, pero luego no volvíamos a ellos. Acto seguido, se les decía que nosotros sí volveríamos en un reflejo más emotivo que racional. Lo expongo: en 2015 el tercer distrito -el segundo más pequeño del estado- tenía una población de 210 mil habitantes, 15% de la ciudad; 48% mujeres; 243 colonias; 2 mil 562 manzanas y 59 mil 527 viviendas. El 30% de los 165 mil habitantes registrados en el censo nominal tenían de 18 a 29 años de edad y 30% eran mayores de 50 años.

¿Cómo volver?, si en la campaña misma, cuando uno está dedicado el 100% del tiempo no se alcanza a visitar todas las colonias, máxime si hay fraccionamientos privados donde el acceso es restringido -más de un centenar en mi distrito-. El año tiene 220 días hábiles, lo cual no alcanzaría siquiera para visitar una colonia por día.

Por ello, en el Congreso de Guanajuato nos planteamos tres objetivos: el primero fue tener una casa de enlace legislativo para cada uno de los 36 legisladores, donde colaboradores del diputado o diputada atienden a las personas que acuden a contactarlos. El segundo fue establecer una oficina para cada uno en el edificio del Congreso en Guanajuato, para que allí puedan atender a sus representados, además de tener espacios físicos de mayores dimensiones para cuando acudan grupos mayores de 50 personas. El tercero fue diseñar el Congreso Digital, con todas las tecnologías de la información para que los representados puedan contactar y conocer el desempeño de su legislador.

Hoy sabemos que el 70% de la población utiliza teléfonos móviles; el 51% al menos lo utiliza diariamente; en Guanajuato, el 64% de las personas usa un teléfono inteligente, es decir, más de dos millones; niños, jóvenes, mujeres y hombres, todos están haciendo clic, utilizándolos para obtener información, acceder a las  redes sociales e interactuar con el gobierno. Por esta razón las diferentes plataformas digitales nos permitirán no solo regresar, sino estar en permanente contacto con el ciudadano y representarlo mejor.

Lo invito a conocer la página web www.congresogob.mx; a tener en su dispositivo móvil la aplicación Congreso Guanajuato, disponible tanto para sistema Android como iOS; o, entre otras opciones, llamar por lada sin costo al 01-800-237-2266. Las ventajas del dispositivo móvil es que puede configurarse para seguir a su diputada o diputado, recibir notificaciones, ver sesiones en vivo, hacer propuestas o solicitudes, conocer la agenda legislativa y la agenda pública de tu legislador, entre otras.

Estamos convencidos de que la suma de mecanismos del Congreso Digital, casa de enlace y contacto personal con el legislador, nos permitirá “regresar” con nuestros representados. De su presentación a la fecha, se han atendido 243 llamadas al lada 01-800; en chat, 7 mil 662 solicitudes de información; 982 propuestas en el buzón ciudadano. Esta semana siguieron  en vivo la sesión de designación del procurador de los derechos humanos 455 personas y  en promedio se están ya recibiendo 50 mil visitas mensuales al sitio web y conforme transcurra el tiempo seremos un Congreso Más Cercano.

ectorjaime@gmail.com

WhatsApp: 473  140 5555

Congreso del Estado: 01 800 Cercano (01 800 237 2266)